Asesorías gastronómicas ¿funcionan? Lo analizamos

Por otra parte, contratar un buen equipo de profesionales para gestionar directamente el restaurante es una estrategia válida y a menudo recomendada en la industria de la alimentación y la restauración

Cada vez más las grandes cadenas hoteleras y de restauración optan por la vía de contratar consultores externos que establezcan los sistemas de trabajo y gestión con los que llevar a buen puerto la inversión efectuada en sus establecimientos. Hoy le doy vueltas a las Asesorías gastronómicas ¿funcionan? Lo analizamos.

¿qué ventajas puede tener contratar a un asesor externo?

Asesorías gastronómicas ¿funcionan? Lo analizamos

Las empresas de consultoría serias cuentan con profesionales muy experimentados que han ejercido en distintos tipos de negocios con distintas líneas de trabajo, algo que les aporta un criterio que siempre puede ser interesante escuchar.

A nivel de gestión cuentan con asesores especializados que dominan todas las cuestiones inherentes a la gestión contable y de explotación necesarias para poner en marcha un negocio de restauración.

Para la formación del personal de operaciones, cuentan con profesionales con un alto grado de conocimientos técnicos que, además poseen una gran capacidad comunicativa para facilitar la compresión de los diferentes conceptos por parte de los equipos de trabajo del local.

Si tienes esto en cuenta y unos cuantos cientos de miles de euros y quieres invertir en hostelería, no lo dudes, acude a un consultor para que piense, decida y elija como debe funcionar tu restaurante.

¿y si contrato a mi propio equipo?

Por otra parte, contratar un buen equipo de profesionales para gestionar directamente el restaurante es una estrategia válida y a menudo recomendada en la industria de la alimentación y la restauración. Aquí hay algunas razones por las que podría considerarse esta opción:

  1. Control directo: Al contratar un equipo de profesionales para gestionar el restaurante, tienes un control más directo sobre todas las operaciones. Puedes establecer tus propias políticas y procedimientos, y supervisar de cerca la ejecución de las tareas diarias. Esto te permite tomar decisiones rápidas y adaptarte a las necesidades cambiantes del negocio.
  2. Enfoque en la visión y el estilo: Al tener un equipo interno, puedes asegurarte de que estén alineados con tu visión y estilo culinario. Puedes seleccionar personal que comparta tu pasión por la gastronomía y tenga una comprensión profunda de tus objetivos y valores. Esto facilita la creación de una experiencia culinaria coherente y única para tus clientes.
  3. Mayor compromiso y lealtad: Al contratar un equipo interno, es más probable que desarrollen un sentido de pertenencia y compromiso con el restaurante. Pueden estar más motivados para trabajar en pro del éxito a largo plazo y se sienten parte integral de la empresa. Esto puede resultar en una mayor lealtad y un esfuerzo adicional para brindar un servicio de calidad y mejorar continuamente.
  4. Adaptabilidad y agilidad: Tener un equipo interno puede brindarte una mayor capacidad para adaptarte rápidamente a las necesidades del mercado y realizar cambios en las operaciones según sea necesario. Puedes capacitar y desarrollar a tu personal para que sean multifuncionales y flexibles, lo que te permite ajustar tu oferta y servicio de acuerdo con las demandas y las tendencias del mercado.
  5. Costos potencialmente más bajos a largo plazo: Si bien puede requerir una inversión inicial más grande para contratar y capacitar a un equipo interno, a largo plazo puede haber ahorros significativos. Al no depender de una consultoría gastronómica externa, puedes reducir los costos recurrentes asociados con sus servicios y tener un mayor control sobre los gastos operativos.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que contratar un equipo interno también conlleva responsabilidades adicionales, como la contratación adecuada, la capacitación continua, la gestión de recursos humanos y el liderazgo efectivo. Además, en algunos casos, una combinación de un equipo interno y una consultoría gastronómica podría ser una estrategia eficaz, aprovechando las fortalezas y la experiencia de ambos enfoques.

Conclusión…

En última instancia, la elección entre contratar un equipo interno o trabajar con una consultoría gastronómica dependerá de tus objetivos, recursos y preferencias específicas. Cada enfoque tiene sus ventajas y desafíos, y es importante tomar una decisión informada que se alinee con tus necesidades y visión para el restaurante.

Y como no, pues un poco de música para terminar como siempre… Hoy terminamos con el gran Albert Pla, su canción El gallo Eduardo Montenegro.

Tags:

No responses yet

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Consentimiento de Cookies con Real Cookie Banner